Viajar en bici me hace feliz y el mundo del café, también

Viernes 7 de Mayo

Me despido de Salvador, ha sido genial haber parado a descansar un día en Ronda, la energy la llevo ahora a tope. Sé que aún me queda alguna que otra subida, y se me confirma en cuanto empiezo a ver carteles de la Sierra de las Nieves.

Pero lo que os digo, el ánimo es bien diferente a los días de atrás, igual el salmoncito a la plancha que me hice ayer para cenar no me ha ido nada mal o bueno, quizá todo suma.
Ya no son esos kilómetros interminables de los días anteriores.

Pero pedalear subiendo al Puerto del Viento me mola mazo, porque el paisaje me recuerda quizá un poco al Piri.

Y ya sabéis

todo lo que sube baja

Y ahí en mitad de la bajada, está el Mirador del Guarda, lugar recomendado por Salvador.

La parada es casi obligada. Y realmente el sitio mola mazo. Allí como no podía ser de otra manera, viendo uno de los carteles, me acuerdo de Bj jajaja y en ese preciso momento le mando la foto.

Me echo unas risas sola. Estos momentos daría cualquier cosa por compartirlos, y sobre todo en ese momento con él.

Antes de seguir marcha habrá que probar el café que me he hecho esta noche. El famoso ColdBrew Más Punch de La KoffeeCleta

Voy dirección Alhaurín de la Torre allí vive Miguel Almendral, seguiremos con los reencuentros.


Algo cansada del día de pedaleo, veo que me voy acercando y debo hacer noche antes de llegar, incluso, Malaga está cerca y debo también pensar en las etapas para que no me cuadre el fin de semana en medio de la city pues estoy jodida, ya sabéis, cero euros para pagar noches.

En una de mis paradas, me pongo en contacto con Raúl de la comunidad de Warmshowers, contándole que casi seguro cuando llegue a Banaljarafe,  pase de largo, porque la etapa en kilómetro y desniveles, se me hará fácil y si paso a buena hora por allí, continuaré marcha.

Él me puede acoger pero sería tarde, pues no están en casa y llegarán sobre las nueve/ diez de la noche. Pero que viven cerca de la playa y allí podré esperar a gustito, si decido parar.

Continúo mi pedaleo, acercándome a la costa malagueña. Como os decía, ya voy cansada.
En un momento dado, veo una urbanización a mi izquierda y pienso que sería bueno entrar a preguntar. No tengo ni que entrar porque en el mismo cruce veo que sale un coche y le pregunto al chico que está tras el volante.
Me señala unos árboles y me dice que ahí pasaba la antigua vía del tren y podría quedarme sin problema. Que no se me ve desde la carretera.

Pues guay! Decido acercarme y cuando lo veo, lo tengo claro. Allí que me quedo.

Cuando estoy echando un vistazo, veo a un hombre pasear con el perro y siento como me mira de reojo y acto seguido, se da la vuelta y se mete como “escapando de la Yoli”.
Yo le saludo, en plan ¡Hola! ¡Hola!
Y acelera el paso, no doy crédito, me resulta súper extraño, la verdad.

Al final, me acerco un poco y resulta que no habla castellano, sólo inglés, y ahí con mi chapurrear, le comento que tengo la intención de pasar allí la noche, que estoy viajando en bici, que llevo café del bueno e incluso acabo invitándole a que venga por la mañana a tomarse uno conmigo a las nueve.

Acampo allí, sin ningún problema y a la mañana siguiente, me levanto y cuando veo que son las nueve, la hora que habíamos quedado con el hombre inglés para tomarnos un café y no aparece, decido tirar millas.

Sábado 8 de Mayo

Pedaleo con la ilusión del reencuentro. He quedado para desayunar. Yo llevo en mi termo el porridge que me he hecho esta mañana. EL café no lo hice porque lo suyo será hacer uno con Miguel cuando nos encontremos.

Miguel aparece en sentido contrario al mío en una motillo, que guay!! Joder como me mola todo esto que estoy viviendo, reencontrándome con ese pasado tantas veces ocultado. Haciendo como  las paces con él, y con Miguel. Que por aquel entonces, con 19, 20 años y la alocada de la Yoli, pues no nos llevábamos muy bien jejeje

Pero ver, que después de todo lo que perdura es la amistad, el que hemos compartido una parte importante de nuestras vidas, en nuestra juventud y ahora en la “edad adulta” las cosas ni se sienten ni se ven de la misma manera.

Paramos en una cafetería a desayunar, en vez de hacerle café, quiere que se lo venda en grano. Y eso hago, por supuesto!! Me da subidón, es la primera vez que voy a vender un cuarto kilito de Mundo Novo Coffee en el viaje. Feliz!!

Nos ponemos al día y nos echamos unas buenas risas pero me toca seguir pedaleando. Abracitos y venga esos pedales!!

Llego a Málaga y me flipa la ciudad, bueno, lo que veo de ella que básicamente es la zona playa, paseo marítimo jejeje

Pero es que, en un momento me paro a escuchar música en directo y me doy cuenta cuánto me gustan los directos y cuánto se echa de menos.


Después me encuentro al primer cicloviajero, se llama Kurt y es alemán, por supuesto los dos estamos de subidón y nos paramos a conocernos un poquito dentro de lo que mi conocimiento del inglés me permite, pero oye,  que ni tan mal , ehh que me hago entender de puta madre, que conste. Jijijij!

Echamos un buen rato juntos, pero nuestros caminos se cruzan, él va hacia Cádiz y yo voy hacia Almería.

En un momento dado cojo, como una vía de servicio, para salirme de la general ya pasada la ciudad de Málaga. Es bastante estrecha y empinada. Cuando estoy en mitad de ella, veo un coche rojo que no se espera a que yo pase y empieza a bajar. No entramos los dos, está claro y cuando me quiero dar cuenta, atropella la parte de atrás de mi carro y me tira de la bici, bueno, cae de golpe la dragona con el cajón KoffeeCleta dando un hostión contra la pared lateral y ya veo yo que se rompe.

La chica del coche, quiere seguir adelante  y yo ya le grito y le doy un golpe en la chapa para que frene, si sigue le pasará por encima a las ruedas de la Dragona.

No doy crédito. De verdad? Tanto le costaba esperarse! Flipo!!

Se baja toda ansiosa para ayudarme y es que no es tan fácil. Tengo que sacar la saca amarilla del carro para poder levantar a la Dragona. Hay que coger las cosas con la calma del cajón KoffeeCleta.
Vaya movida. De momento entro en crisis hasta que me la respiro. Hubo otra mujer que no daba crédito de que no se hubiese esperado a que yo llegase arriba de la rampa. También ofreció su ayuda. Pero nada, esto lo tengo que solucionar yo y desde la calma.

Al final eso es lo que hago, tiro de bridas!! Benditas bridas jajajaja y me pongo en contacto con Raúl de Benaljarafe, para contarle la movida y aceptar la invitación a su casa, pues ahora debo arreglar el cajón y mejor lo hago desde una casa con otra cabeza pensante, que yo sola en mitad de la nada.

Me voy dirigiendo con mucha calma para su casa, tengo todo el día para llegar. Debo encontrar una ferretería pero la cosa se complica un sábado por la tarde, pero claro! Los chinos están abiertos. Me alegra en parte ver que en lo primero que pienso es en una ferretería en vez de en un chino jajajaja
Debo comprar unas escuadras pequeñas  y cola para poder arreglar el koffeecajón.

Cuando me doy cuenta tengo un dolor de cabeza de la hostia, normal con las emociones de los últimos momentos vividos y además son las cuatro y media de la tarde y no he comido nada desde esta mañana, que desayuné con Miguel.

Me paro a comer a la sobrita de una palmera en un campito al lado de la playa, a relajar, total, tengo todo el día para llegar y me quedan como 20 km hasta la casa de Raúl. Que en todo momento, después de contarle lo del cajón, se preocupa de si necesito que él compre algo en Málaga, que puede hacerlo.
Pero que va! Soluciono fijo.

Con el estómago lleno las cosas se ven de otra manera. Llamo a mi madre querida que al final, como lo estoy contando todo en redes, ella también se entera por allí, pero mola que se lo cuente en persona, para tranquilizarla jejeje!

Cuando ya estoy a tope otra vez, con la energía de no pasa nada, continuamos!!
Sigue el pedaleo por las playitas es genial! Ni tan mal ehhh Elbaristo, Soul y mi Dragoncita. En este viaje la familia ha crecido bastante😊

En uno de los praditos al lado de la playa, veo a otro cicloviajero, y van dos en el mismo día. Increíble!! Jejeje!! Le saludo desde la bici, y al final acabo aparcando a la Dragona y compartiendo un café del bueno.
Se llama Carlos y es de Córdoba. Salió en el 2019 de su casa con su bici pero no lleva casi nada pedaleado pues la vida le ha llevado a parar y vivir otras historias y se ha dejado, ahora tiene intención de ir para Alemania.

Nuestros caminos no se cruzan, se encuentran pues vamos hacia la misma dirección y decidimos que podemos compartir unos días de viaje juntos. Oye, pues sí, por qué no?

Que viajar sola me mola mucho, pero compartir tampoco está nada mal

Esa noche yo me quedaré con Raúl en su casa, y con Carlos  quedo en encontrarnos al día siguiente.

Cuando llego a Benaljarafe, en el desvío de casa de Raúl lo espero, viene en bici y así llegamos juntos a casa.

Una vez en su casa, es todo una auténtica pasada, tiene una familia súper bonita. Eva es su compañera, y tienen dos hijos que son un encantito. Raúl habla poco, como la Yoli jajajja así que no os digo ná y os lo digo todo.
Nos dan las mil, por supuesto. Y sí, arreglamos el cajón, creo que fue lo que hice antes de nada, creo que antes de la tan deseada ducha de los cicloviajerxs jajaja me parto!

Domingo 9 de Mayo

Me levanto con la calma, Raúl quedó con un amigo para pedalear por la mañana pronto y conmigo queda en que podemos encontrarnos por el camino y así probar mi café, que su amigo sí que es cafetero y le molará mucho tomárselo en la KoffeeCleta Viajera. Genial!!

Yo espero a que se levante Eva, que es la más cafetera de la familia y me hace mucha ilusión hacerle una Aeropress con el pedazo Kenia que llevo tostado en Carthago Nova jajaja
Y eso hacemos, compartimos cafelito, risas, aventuras deseos de nuevos reencuentros. Que guay! Sé que se me hace algo tarde, pero vivir estos momentos me mola mazo y es que, al final

yo soy la dueña de mi tiempo y decido sobre como y con quién invertirlo

Mientras organizo mi saca amarilla, ella me calienta unas lentejas caseritas y me las mete en el termo. Guau!! Hoy llevo comidita caliente si si si!

Nos despedimos deseando un pronto reencuentro y tiro millas. Raúl nos estuvo preguntando que si había salido o no, y cuando nos damos cuenta, nos estamos cruzando casi nada más salir de su casa.
Pero allí que paramos a preparar un café del bueno, a despedirnos por supuesto, como los buenos jajaja

Aparte de compartir el café, ellos deciden que quieren aportar su granito de arena para La Bici es Bella y nuestro reto Kilómetros para la Educación. Y yo, feliz imaginaros…

Hasta que llegan las despedidas,

es lo que tiene al final mi viaje, un ir y venir de encuentros, reencuentros y despedidas.

Y ahora toca reencuentro, con Carlos, estará comiendo con sus padres en Nerja, así que yo voy tranquila.

Me paro a comer esas lentejas de Eva en una playita antes de llegar a Nerja. Me saben a gloria y no dejo ni una. Creo que si tuviese otro tupper otro me comería jajaja Exagerado, como mola la comidita casera.

Sigo pedaleando y aquí es donde aparece el famoso

Prueba error

Yoli, para la próxima las lentejas te las cenas. Llevo comiendo lentejas todo el trayecto pedaleado, y sobre todo en el esfuerzo que me suponen las cuestas arriba…No vomité de milagro, pero vamos, para que os hagáis una idea de mi malestar.

Con Carlos quedé que cuando llegue al lugar que escoja para pasar la noche, le mande la ubicación. Pero bueno, al final se la voy compartiendo en tiempo real y cuando estoy subiendo una cuesta, lo veo detrás de mí en la curva de abajo.

Que guay!! Mola!! Le doy un grito, pero no me oirá porque llevamos un viento de frente de la hostia. Nada, en cuanto termine la subida me paro a esperarlo.

Para esta noche la búsqueda del lugar, no se nos complica mucho, pues él conoce algo la zona y poco a poco le vienen recuerdos y conseguimos llegar a una calita increíble y allí decidimos acoplarnos.

Montamos el campamento krasty triunfados!
El atardecer es una pasada y yo decido compartirlo haciendo un directo para el Instagram y así también presentar a Carlos y dar la noticia, unos días no voy a viajar sola jijiji!

Lunes 10 de Mayo

La noche no la paso muy bien por el sonido del mar. Llevo tapones que no dudo en ponerme pero, ni con esas. Pero no pasa nada, me despejo rapidito. Bañito de buenos días, hombre! Hay que aprovechar mi apartamento en primera línea de playa jaajaja

Cuando se despierta Carlos y se levanta, yo ya me dí mi bañito y mi duchita para sacarme el salitre, que sí, que sí, que tenía apartamento con ducha y todo. Pues como las buenas, que os pensabais jeje Y ahora sí que sí, momento desayuno y  café del bueno 😊

Decidimos seguir marcha, y cuando estamos en el paseo marítimo, lejos de la calita, aparece un chico que se encarga de la limpieza de las playas y nos enseña algo, que a mí en un principio me parece un alga, y así le digo. Me dice que no, que abra una de esas “cosas negras” que voy a flipar.
Y joder, claro que flipo y me da una pena tremenda. Lo que yo pensaba era un alga, eran como los huevos de sepia, pota, choco…. Buahhh me dio un montón de pena.

Le hicimos nacer allí mismo, encima de una papelera. Joder, aún lo hablamos Carlos y yo después, el nacimiento que tuvo el pobre.
Nos dio tan mal rollo que intentamos enmendarlo. Carlos se lo llevó al mar  y el resto de sus hermanitos acabaron lanzados tal cual piedra al mar por el chico de la limpieza. En fin, para otra estoy segura que ésta no me pasa. En fin.

Salimos de esa cala con unos cuestones así para desayunar, bastante importantes la verdad. Me da la sensación que llevo el porridge ya en los pies, imaginaros el esfuerzo que me supuso llegar a la carretera principal nuevamente

Seguimos pedaleando, por el litoral. Y ante nuestros ojos aparece una calita de ensueño. Allá abajo, sí, todo lo que baja, en este caso sube. Pero da igual, el sitio es una auténtica pasada y no nos lo pensamos ni dos veces, bueno yo sí.


Yo pienso que ya molaba quedarse a pasar la noche allí, pero no llevamos suficiente agua, así que, bajamos a darnos un bañito, jugar al postureo un rato jejeje , bueno, Carlos meditó de verdad, a mi me sacó  la foto como la que yo le había sacado  a él que me pareció una pasada. A mi lo de meditar no se me da muy bien. Pero bueno, se me dan bien otras cosas jejeje.

Ha sido un día de muchas parditas guays desde que salimos por la mañana. Mola mucho esta parte también. Y a inmortalizar estos momentos, claro que sí!!

Al final del día acabamos acampando en un lugar recogidito de miradas indiscretas en el fondo de un barranco que los dos vimos desde la carretera.

Hice un arrocito al curry con verduritas que aunque esté mal decirlo porque lo hice yo y va a parecer que no tengo abuela, estaba buenísimo y tranquilamente se te podrían saltar las lágrimas jajajaja Partiendo de la base que es un viaje en bici ehh
Llevo una pequeña sartén sin mango, que la pinza se me quedó en aquella, ya casi olvidada, bolsa del manillar. Pero el ingenio y la necesidad la tengo afinadita y con un palillo chino, he suplido esa pinza. Una máquina la Yoli, pequeñas soluciones a grandes males jajaja (Lo de grandes males es un decir, obvio)

Martes 11 de Mayo

El día del pollo

Jajaja!! Al final se quedará en mi recuerdo este día por eso, por el día del pollo y bueno, por Natalia un encanto de mujer Rusa y su sopa muy rusa jejeje

Hoy entramos en la provincia de Almería.

Después de pedalear una hora u hora y media pasamos por el lado de un asador de pollos, eran casi las doce de la mañana y ese olor ojito!! Que sí, que ya había desayunado, pero da igual. El olor a pollo asado hace despertar al delmoño que llevo dentro. Buffff el hambre golpea que empiezas a salivar jejeje Vaya cuadro, nos miramos Carlos y yo, y lo tenemos claro. Queremos un pollo asado.

Pero nuestro gozo en un pozo. Tardan en estar listos una hora. No queremos parar ahora, nada más salir como quien dice. Nos quedan bastante poblaciones grandes y decidimos, que en Elgido nos los comemos.

En ese punto, Carlos dice que quedamos allí, que le va a ir dando. Y me parece bien, que cada uno coja su ritmo y tire millas.

Yo llego a un cruce y pregunto para no meterme por nacional ni autovía, al final en una gasolinera me hacen un mapa y acabo pedaleando por en medio de ese mar de invernaderos, llamado mar de plástico, no? Y si, llego al Elgido justo para la hora a la que había encargado el pollo Carlos.

Está en una placita tirado en el cesped, a la sombra justo al lado del asador. Genial!! Deseando comerme ese pollo.
Y eso que paramos antes de emprender la marcha a Elgido en un Lidl a engañar al estómago porque ya con la mente en el pollo era difícil seguir pedaleando sin hacer paradita a picar algo.

Las risas que me pude echar a cuenta de la storie del pollo en mi Istagram y la banda sonora escogida para la misma.
Es que de verdad, lo que me puedo llegar a reír yo sola.

Después den la siesta de Carlos, de yo cocer unos huevos tiramos millas.

Esta noche Carlos cogió un Aribnb en Almería y yo estaba esperando la contestación de un warmshowers que nunca llegó.
Lo que yo tenía claro es que, iba a acampar, no puedo pagarme una habita, además que llegar hoy a Almería capital, me parece una burrada de kilometrada que mira, no tengo necesidad de hacer.

Cuando estamos pasando por Aguadulce, yo decido pedir agua, abastecerme para poder acampar sin fallo. El gua es vida, y antes del acople para pasar la noche, siempre intento conseguir como mínimo 3 litros, pues para la cena, la mini ducha, el desayuno y que quede algo para beber antes de volver a encontrar agua para el día de pedaleo.

Allí ya llevo más de 80km pedaleados y me veo enfrente de otra rampa, que ya no me apetece ni pedalearla, obvio jejeje y así me estoy haciendo un vídeo. Cuando lo termino de grabar, veo a una chica rubia que me sonríe y me da ánimos y me pregunta.


Me paro a contarle el reto, lo que estoy haciendo la koffeecleta y bueno, que mi compañero de pedaladas se va para Almería y que yo voy a acampar.

Nos despedimos y de repente cuando estoy arriba de la rampa, me da un grito ofreciéndome que me vaya a su casa a dormir.
¿Perdona? ¿En serio?
Oye pues sí, claro que sí!! Ni me lo pienso. Quedo con ella después de su clase de Yoga. Se llama Natalia y es de Rusia y así es como acabo en su casa comiendo sopa rusa.

Ducha, cena y sofá cama. Una acogida super buena por parte de su marido y su hijo también.

Ayer ofrecí mi casa de Oncins a una chica que no conocía de nada, y hoy me acoge a mí otra que no me conoce a mí.

El que siembra, recoge

Dicho Popular

Y feliz de recibir.

Miércoles 12 de Mayo

Para salir de casa de Natalia movida por el tema llaves del garaje. Lalo su marido se las ha llevado sin querer y a este garaje no hay manera de acceder ni salir, si no es con llave.
Pero bueno, al final gracias a una vecina lo conseguimos. No sin estrés ya os lo digo, y con prisas. Pero fui capaz de una vez en la acera con todas mis cosas desperdigadas organizarlo todo y no dejarme nada, todo un logro, dado mi trayectoria en este viaje, de abandonos-robos-pérdidas jijiji

Carlos me manda un mensaje por la noche que yo escucho por la mañana, está reventado y se lo va a tomar con la calma. Que ya nos veremos, que le mande la ubicación cuando pare a dormir.

Hoy ya toca cabo de Gata. Con muchas ganas. Yo ya lo conozco pues estuvimos Jose y yo con la furgo.


El día está bastante venteado, alguna cuesta importante también. Nada, es lo que hay… Lo jodido es ir viendo lo que te espera de lejos.

Paro a comer resguardada del viento en una caseta de avistamiento de pájaros y luego toca la subidita para adentrarse en lo guapo del famoso Cabo de Gata con la visita al faro obvio.

Toca continuar, pero ya con “la visión nocturna” jajaja Vamos buscando ya un lugar para pasar la noche, pero del tirón, en cuanto intuyo por donde continúa la carretera, por una subida de la hostia que no me apetece para nada hacer ya.

Veo una pista a la derecha y pienso que estaría guay acceder a ella, pues es más factible que encuentre allí un sitio para pasar la noche, que por donde voy pero al final por unas indicaciones de unos chicos extranjero decido descartarla.

Acabo en el parking de una cala que pinta muy muy guapa, el problema será acceder a ella con al Dragona y toda mi  liada. Pero vamos! Así haga cuarenta viajes, que ese cuestón que intuyo por carretera, no me la subo esta tarde ni de coña.

En el parking hay una pareja en una furgo, con los que me paro a hablar y al final, acabo haciendo una Aeropress y compartiendo un café con ellos.

Me lo quieren pagar, pero les digo que ese dinero lo pongan para las bicicletas para los niñxs de la escuela Loul Sessene en Senegal.
Y bueno, no sé si al final de esta manera llega. Y he pensado que cuando me quieran dar a mi el dinero, cogerlo y hacer yo la donación, pues así me aseguro que efectivamente llega ese café en forma de un radio de una rueda, de una bicicleta para un niño o niña en Senegal.

Después del compartir,  me toca investigar la bajada a la cala y sí, efectivamente habrá que hacer unos cuantos viajes. Pero el esfuerzo sé que merece la pena.

Después de pelearme, algo bastante, con Dragona, la saca amarilla con mis cosas, y el carro, consigo llegar y apalancarme.

De la que estoy veo a una pareja en la toalla y al rato veo que él está desnudo y en vez de quedarse como estaba en la toalla, decide tocarse un poco y pasearse un ratito para que yo me pueda recrear con su miembro.
Esta actitud me parece vomitiva de verdad. Me repugna, me agotáis machos de mierda. Hala!! Un poco de crestita de la Yoli.

Y claro! Yo pienso, bueno, por lo menos está acompañado de una mujer, y ahí parece que puedo estar más tranquila. Estoy cansada de estos pensamientos, de si puedo estar o no segura. En fin, en algún momento evolucionará el ser humano.

Allí que me quedo después de irse la pareja de la playa, con algo de mosqueo entre ellos, que no sé la razón pero la puedo intuir. La mujer estaba en bikini, no era una cala nudista por lo que observé al llegar…

Hablo con Carlos para darle la ubicación, no sé si vendrá parece que va mucho con la calma.
Yo voy moviéndome con el sol y con el despeje de las zonas guapas, hasta llegar a un cercadito a modo de vivac, que alguien se hizo en algún momento.

Allí monto la tienda después de cenar. El viento se levanta de repente e intento orientarla lo mejor que puedo, pero aún así no hay manera de cobijarse mejor. Y cuando llega Carlos ya de noche, se acopla al resguardo de mi tienda, es la mejor opción.

Jueves 13 de Mayo

Yo casi me levanto pensando en todos los viajes que me tocan hacer para salir de la cala, con otra noche en mi espalda de mal dormir, nuevamente por el sonido del mar. Creo que voy a tomar nota al respeto porque no puede ser, debo descansar pues los kilómetros se van acumulando en mis piernas, en el cuerpecito este serrano que tengo jajajaja!!

Además os cuento, yo no voy a darme la vuelta después del cabo de Gata y volver a Granada como alguna vez hago ver a través de redes sociales. No, no, no. Yo voy a Cartagena y de ahí me subiré al Piri, a casita, pedaleando. Lo que pasa es que a Cartagena voy de sorpresa. Tengo a Persa de gancho jejejeje

Quiero darle la sorpresa a Pedro, al que ya más de una vez nombré,

El que tuesta con amor las  semillas mágicas

Como él llama a esos granos de café que lleva la KoffeeCleta.  Y estoy súper ilusionada de que se pueda dar el encuentro, puesto que nos conocemos únicamente por teléfono y de una vez que nos hemos visto, cuando hacemos cata de sus cafés por vídeo conferencia.

Es verdad que nos llevamos genial! Se ha portado de puta madre conmigo siempre, gracias a él llevo El Molinillo manual por excelencia. El tope gama de los molinillos, el señor Comandante jejeje
Y bueno, si recordáis me mando de regalito a Caños de Meca, queriendo aportar también con el reto de Kilómetros para la Educación, un montón de café del bueno. Vamos! Un encantito y creo que lo menos que puedo hacer, es ir a verle, a formarme presencialmente en el mundillo del café y que mejor manera de hacerlo que llegando con la KoffeeCleta Viajera.

Pero claro!! El querer llegar allí el Domingo, sabiendo que Persa libra Lunes y Martes me está suponiendo algo de contrarreloj. Haciendo cálculos al final me saldrán 10 días sin descanso.

Y ahí vamos!!

Hoy por la mañana nos ponemos en marcha, cuando me quiero dar cuenta, lo peor no estaba en subir las cosas de la cala, de hecho, con el carro desmontado de la Dragona, y la saca a la espalda, es sólo un viaje el que hago. Luego otro con la Dragona, y aunque hubo un par de peldañacos, pude superarlos sin darle una voz a Carlos.

La subida, esa que ayer no quise hacer, hoy me la desayuno y ojito ehh poca broma jajaja

Cuando llego arriba, el desvío sale a mano izquierda hacia San José, y veo que Carlos aún subió más. Le silvo y le indico. Al final le llamo por teléfono y le digo que es por aquí, a lo que me contesta, que suba, que las vistas son guapísimas.
A lo que yo me veo, subiendo, dos pedaladas, me paro y me doy la vuelta.

¿A dónde vas Yoli?
Vistas guapas? Más acantilado, más calas? Más mar?

¿Qué le apetece a Yoli?

Yoli no quiere subir una mierda más por la cara.
Otra vez estabas haciendo lo que a otro le apetece.
Pues NO. Venga guay, vas aprendiendo.
Te cuesta ehhh pero ahora cada vez vas reaccionando antes a ese impulso
Vas guay!! Jijijij

Ahí me doy cuenta que llevamos ritmos diferentes y que sí, mola compartir pero creo que hasta aquí, y a Carlos le debió de venir lo mismo, pues después de bajar ese desnivel que habíamos subido, al llegar a la playa de Monsul, toca despedida.

Nuestros caminos se separan. Yo quiero llegar a Cartagena el Domingo y él después de la cancelación de un festival al que quería llegar a Alemania, ya no tiene ninguna prisa hasta Agosto que le saldrá algo de curro.

Ha sido genial compartir estos días, lo tenemos claro los dos, pero ahora continuamos en solitario. Hasta pronto Carlos, que la vida te sonría.

Sigo pedaleando y después de la despedida viene otro encuentro cicloviajero.

Esta vez me cruzo con Fernando de Gran Canaria. Y como no podía ser de otra manera, en mitad de la calle le hago un café y lo compartimos acompañado de aventurillas de viajes en bici pero también de mi querido Enduro.
Sí, al final también echo de menos a la Valkiria (mi bici compi de Enduro) y a mis compi truenos del Piri. Pero es mi momento de Dragona y viajecito, y estoy feliz por ello. Viviendo mi momento aquí y ahora.

Después de despedirme de él, continúo pedaleo y al pasar por Cala Amarga, e interactuar con una chica gallega de una tienda de artesanía, me acuerdo de mi Bego, que solo me pidió una cosa, un imán y es a ella, a la que se lo compro.

La chica me da agua, así que ya con agua, sabéis lo que pasa no? Pues que ya puedo buscar acople para la noche.

Al final me están saliendo etapas algo largas para mi gusto. Pero ahora sí o sí, debo hacer mínimo 50km para llegar a Cartagena en fecha.

Vale, sé que no pasaría nada si no llego el Domingo y lo hago el Lunes, pero ya me vais conociendo, basta que me proponga algo, para que ponga todo en el asador.

Al final el sitio para pasar la noche lo encuentro por encima de la playa de Agua Amarga en una antiguo Cargadero de Mineral.

Por fin pienso que voy a dormir de lujo pues tengo el mar lejos pero cuál es mi sorpresa en esta noche sin luna y con el mar en calma…
Que no paran de sobrevolar la costa los helicópteros en busca de pateras.

Socorro!!!! Quiero dormir!!!!

Viernes 14 de Mayo

Me despierto reventadísima. Joder, ha venido el Señor de las Palizas a visitarme esta noche y no me di ni cuenta.

Y lo peor no es eso, es que hoy el día tiene telita! Por Fernando, el cicloviajero canario sé, que después de Carbonera,  hacia Mojácar hay una pared jajajaa No un puerto, no una subida, una pared me dice…

Está guay saberlo, porque yo soy mucho de coco y estoy preparada para lo que pueda venir, o eso es lo que yo me creo.

En Carbonera debo parar a comprar algo de fruta y frutos secos…Veo un herbolario y decido acercarme para coger copos de avena sin gluten.

Allí me hace súper feliz Sonia que hace una aportación para las bicis para Senegal. De allí salgo con las indicaciones de que debo atravesar el pueblo y bueno, que la subida no es tanta.

Total, que tiro millas y empiezo a atravesar el pueblo, voy en subida y sigo carretera subiendo. Así 4km cuando llego a una rotonda, no me pinta mucho y pregunto. Me he equivocado noooooooooo joder!!! No puede ser!!! En serio?? Me subo 4km con lo cansada que me encuentro hoy y son gratis. Ahora me toca dar la vuelta y volver a Carbonera y coger la carretera que me corresponde con esa famosa subida y posterior bajada a Mojácar…

Subiendo la carretera que no era …

En un momento se me saltan las lágrimas de rabia, podría quedarme ahí llorando y compadeciéndome de mi misma pero me seco la primera lágrima, respiro hondo y suelto freno. Hay que bajar esos 4km al pueblo otra vez pues que me dé el aire en la cara!

Pongo el GPS y decido hacerle caso.

Cuando me saca del pueblo y me enfilo en la carretera buena, lo tengo claro. Ya vislumbro por dónde va mi famosa carretera y hasta donde sube.

Ahí sí debo respirar hondo. El sol y el calor no me dan cuartelillo. Si normalmente yo no paro en mitad de una subida, hoy mi energy no está para mucho y en una curva que intuyo que acaba lo más duro, decido comer algo y buscar la sombra ridícula de un matorral.

Y allí que me pongo fina Catalina de almendras y dátiles. Me quedaría allí la verdad me apetece bien poco pedalear. Ufff cómo estoy hoy 🙈

Pero hay que continuar y eso hago. Paro a sacar alguna fotillo cuando intuyo que ya falta poco para llegar arriba. De hecho no me faltaba mucho.

Cuando llego hay un hombre mirando como pedaleo mis últimos metros y cuando llego, el tío se pone a aplaudir. Jooo, cómo tengo hoy las emociones, que vuelven a mí las lagrimillas.

Siempre me pasa cuando voy superada de cansancio. De falta de sueño, que soy una auténtica moñis. Pero bueno, ya me conozco y me quiero igual obvio. A estas alturas no no le doy mayor importancia.

Después de respirar en el alto, de hacer una storie, toca bajar.

En Mojácar, viendo el día que llevo, sabiendo que me va a costar todo lo que haga hoy, que cada kilómetro será una superación, paro en un restaurante chino y pido un arroz tres delicias, después de preguntar el precio,obvio y ver que entra dentro de mi presupuesto jejeje

Lo guardo dentro de mi termo y aún me sobra un poco, que lo acabo comiendo del tirón en un banco al lado del paseo marítimo.

Bien, cena solucionada. Ahora toca avanzar y buscar un sitio para dormir.

La verdad que después de salir del Cabo de Gata y viendo cómo se me presentaba la costa con los desniveles que había para llegar a Cartagena. Me busco plan B y veo que hacia el interior tengo una opción muy factible y sin tanto desnivel. Es cuando veo en el mapa que paso por Totana.

Totana? Ahí no es donde vive Vicente Carreño? Otro de mis compis de Marina. Que ya tuvimos nuestro reencuentro hace unos años en Aínsa pues Anabel su mujer, vivió su adolescencia en la zona de Barbastro.

Así que, con toda la emoción le mando un mensaje y efectivamente, viven en Totana y estarán encantados de recibirme en su casa. De hecho, me llama, que estuvo pensando que si quiero, me recoge y me lleva ya para casa y así descanso un día allí con ellos.

Joder no me digáis estas cosas cuando mi ánimo está por los suelos por el cansancio. Menos mal que soy más dura que una piedra y si digo que voy a hacer algo, lo hago. Voy a llegar pedaleando a Cartagena el domingo y creo que lo consigo.

Pero hay un momento duro, en el que se va acercando la hora de buscar un lugar para acampar y no lo encuentras.

Nadie está dispuesto a dejar un trozo de su tierra para una tienda, ni de pensar en su pueblo dónde podría ponerla sin molestar a nadie y no estar muy expuesta.

Hago también el intento en un cortijo donde se ve claramente que no hay nadie y tiene mazo de rinconcitos que a mí ya me valdrían.

Antes de hacer la okupa, pues no lo hago nunca, llamo por teléfono para decirles si es posible pasar allí la noche con mi tienda de campaña. Que no necesito nada más que un sitito para montarla. Pero me dicen que no, que me vaya a un camping.

Hola! Si te estoy pidiendo un sitio para mi tienda será porque no puedo pagar un camping. Eso ya te lo expliqué. En fin…

Más desmotivada si cabe voy pensando en soluciones, ya es tarde y llevo casi 70km, ya está bien. A ratos pienso en llamar a Vicente que me venga a buscar.

Pero bueno, antes de llamar a Vicente llamo a mi amigo Iván de León a ver si me da algo de palike y me desahogo un poco con él y me cuente algo para evadirme un rato.

Mientras vamos charlando veo al fondo un cartel de camping. Yo que soy anti camping, pues para dormir en el suelo con mi tienda no pago, en ese momento todo me da igual y cojo el desvío desesperada ya. No puedo dar una pedalada más!

Cuando estoy llegando se para un coche a mi lado y me dice que el camping está cerrado. Es extranjero, y en un principio pienso que no entiende el castellano.

Me dice que hay un camping a 15km y yo le digo que no pedaleo más, que me quedo ahí, señalando un trozo de campo al lado de la carretera. Le indico que no puedo dar ni una pedalada, estoy agotada. Los battery.

Al final me dice que si bajo por esa carretera hay un sitio en el que puedo acampar.

Así que para allá que me dirijo, al final el sitio no está muy claro, investigo y doy por válido un lugar que tal y como voy, me parece de puta madre!

Mirar como acabé, que ni ducha fui capaz de darme y de hecho, en algún momento de la noche oigo un coche y ni me inmuto jejejee
Cené el arroz tres delicias. Si ya me conozco, sabía que no iba a cocinar ni de coña esa noche.

Creo que no me dió ni para leer ni tres párrafos del libro que estoy leyendo. Caigo rendida y duermo como una piedra nueve horas.

Así sí!!

Sábado 15 de Mayo

Imaginaros con la pila que me levanto después de, por fin, dormir bien una noche, nueve horas!! Y sabiendo que hoy me esperan amigos para abrirme las puertas de su hogar y tener abracitos.

Me levanto y me hago una Aeropress con todo el amor hacia mí porque yo lo valgo 😃 delicioso el Kenia de Mundo Novo Coffee.

Y así entre un subidón y otro recojo el campamento y vamos al lío.

Sólo paro para hacer unas fotillos y comer en una sombra que me busco. Los kilometros van hoy rodados, es casi todo llano y se agradece de verdad. Voy triunfada.

Aquí en redes digo que sigo en Almería para despistar a Pedro 😜

Cuando me quiero dar cuenta ya estoy llegando a Totana. Llego hasta la misma puerta y timbro.

Anabel me está esperando como os dije, con los brazos abiertos y con abracito y sonrisa de esos de … Bienvenida a casa.

Joooo, que guay! Gracias 😊

Vicente está con Pepe, su hijo mayor en Cartagena en un campeonato de tenis de mesa, al parecer son muy cracks en eso, vamos que son los putos amos jajaja

Anabel y yo, después de descansar y darme una ducha, vamos al parque con el pequeño de la familia, que se llama Vicente como su padre y a la vuelta, mientras no llegan de Cartagena jugamos a juegos de mesa.

Al llegar Vicente a casa, subidón de volver a encontrarnos. Es genial de verdad, no os hacéis una idea.

Cenamos un poquito tarde después de tantas emociones y para mi sorpresa Anabel tiene una máquina de presoterapia y me la pone en las piernas. Joder menudo lujazo. Para qué más jejeje Gracias gracias gracias!! Así cualquiera 😃

Tengo una pedazo de habita y todo indica a que dormiría de la hostia, pero creo que el cenar tan tarde, me pasa algo de factura.

Aún así me levanto con pila. La idea es irme por la mañana para Cartagena, pero mensajeando con Persa me doy cuenta que aunque llegué sobre las seis-siete de la tarde, no voy nada mal.

Y como estoy tan agusto con todo el amor recibido, que hasta Anabel me ha hecho un pan en la panificadora sin gluten! Pues decido que voy a exprimir un poco más mis momentos con ellos y después de comer tiro para Cartagena, el Google Maps dice que son tres horas.

Gracias familia ❤️

Pero cuál es mi sorpresa cuando me voy y empiezo las primeras pedaladas…

Viento en contra!!

Noooo hoy que la etapa la tendría más que fácil pues es llano o en bajada según me dicen. Voy toooo jodida, mirando el cuenta kilometros y viendo que no puedo superar los 10km/h y así se lo hago saber a Persa, que me va preguntando para ver cómo sorprendemos a Pedro.

A ratos el GPS me la va liando parda pues hay una vía verde que supuestamente te lleva a Cartagena pero que está a tramos hecha una mierda y en otros, como el último que pillé y que fue la última oportunidad le di al GPS y su carril bici, cerrado el acceso con candado.

Iba yo por la vía asfaltada y de repente acaba en una valla con un candado y eso que se veía claramente que seguía por dentro de esa finca, pero que no, que es privado y está cerrado. Y allí parada, buscando alternativas por carretera, aparece un coche con un guiri muy guiri y le pregunto si no se puede pasar por allí. Y él me dice que me abre y yo pues ni me lo pienso y entro.

Cuando me doy cuenta estoy dentro pedaleando hacia el final del carril asfaltado y mi sorpresa es que cuando llego al final, pensando que el tío del coche vendrá y me abrirá el otro lado, primero no tiene salida y segundo, el coche no está.

Me quedo to loca, y de momento con taquicardia pensando en que estoy encerrada dentro de una plantación de naranjos. No me lo puedo creer, de verdad? Vuelvo hacia la entrada donde está la puerta cerrada con el candado y no veo el coche con el hombre que me abrió por ningún lado. Ya mi mente pensando que hacer. Al final tendré que llamar a Vicente y decirle el marrón en el que estoy metida.

Pero venga, sin venirme abajo pienso que no pudo desaparecer el tío y miro alrededor y veo una casita y me pongo a gritar en plan Hola! Hola! Y menos mal que aparece el hombre y me abre la puerta. Salvada!! Jajajaa

Lo que me faltaba en un día contrarreloj y con viento en contra.

Sigo pedaleando y poco a poco cómo no podía ser de otra manera la distancia se acorta y llego a Cartagena pero el Persa me hace esperar hasta poder hablar con Pedro y contarle una batallita para hacerle ir a La Malaka, donde curra Persa y a donde llegaré yo de sorpresa.

Al final llego yo antes que Pedro, y me escondo entre dos coches a la espera. Qué nervios jejejeje

Al final han sido 10 días sin descanso y 640 km.

Para llegar y darle la sorpresa. Y creerme que lo volvería a hacer sólo por el subidón del momento y sobre todo por lo que me hace sentir nuestro primer cruce de miradas… Ojito con Pedro jijiji

Es genial!! Yo creo que mi corazón con estos encuentros crece un poquito más, o se me ensancha el alma, como dice Extremoduro

Ama, ama y ensancha el alma

Y en esas estoy.

He llegado a tiempo, a tiempo para compartir tanto con Persa como con Pedro. Dos Maestros Baristas. Dos tipos increíbles con los que estoy segura que aprenderé muchísimas más cosas en este mundo en el que me he metido del café de especialidad.

Feliz

Si con Persa ya había aprendido cosas el transmitir de Pedro me tiene embelesada, y mira a ver que igual no es sólo por el café jajajaa!!! Menuda energy que maneja! Bueno, sin más no?? Hay que verse en todas Yoli.

Hola! Me llamo Yoli y soy una intensa

Pero bueno, sin más. Ésto va de verse y gestionarse, y parece que no se me da nada mal después de la sorpresa inicial.

Mis días de descanso y formación en Carthago Nova

Al día siguiente de mi llegada, nos vamos con Flori, la mamá de Pedro, al apartamento que tienen en la Manga del Mar Menor, le ayudaremos a hacer algún que otro apañito en casa que ella sola no podría hacer y luego disfrutamos un rato de playita y con la misma, nos invita a comer en el club náutico.

La verdad que muy guay mi primer día, sin olvidarnos de que ya vamos empezando a catar los cafelazos que me están preparando tanto Persa como Pedro. Y yo encantada. Me dejo querer y que me hagan café del bueno jejeje

En resumidas cuentas…

Al loro que quedas atrapada en Cartagena jajaja

Los días pasan entre charlitas, algunas muy intensas, cafés y paseos en bici. Y algún que otro dibujito de la Yoli

Aprendiendo mucho del mundillo del café, absorbiendo todo lo que puedo para hacer de la experiencia KoffeeCleta algo inolvidable para todo aquel que se acerque a tomarse un café del bueno conmigo.

Queda mucho por aprender, pero estar con Pedro y Persa y ver esa pasión en sus ojos, hace que una ame más este mundillo y así salí de Cartagena.

Amando

Os abrazo muy fuerte a todos!!

Gracias por estar al otro lado y recordad

La vida son instantes

Os abrazo fuerte
Yoli

2 comentarios sobre “Viajar en bici me hace feliz y el mundo del café, también

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: